El manejo de los caudales ambientales es uno de los temas núcleo de la Iniciativa del Agua y la Naturaleza. El Caudal ambiental es el régimen hídrico* que se da en un río, humedal o zona costera para mantener ecosistemas y sus beneficios donde existen usos del agua que compiten entre sí y donde los caudales se regulan. Los caudales ambientales contribuyen de manera decisiva a la salud de los ríos, al desarrollo económico y a aliviar la pobreza; garantizan la disponibilidad constante de los muchos beneficios que aportan a la sociedad los ríos y los sistemas de aguas subterráneas sanos.

Resulta cada vez más claro que, a mediano y largo plazos, no satisfacer las necesidades de los caudales ambientales conlleva consecuencias desastrosas para muchos usuarios de los ríos. Abordar las necesidades hídricas de ecosistemas acuáticos implica a menudo disminuir el empleo de agua por parte de uno o más sectores. Se trata de elecciones difíciles, pero que tendrán que adoptarse para asegurar la salud a largo plazo de la cuenca y de las actividades que abarca.

Esto significa examinar la cuenca desde sus fuentes hasta los entornos costeros y de estuarios incluyendo sus humedales, llanuras inundables y sistemas conexos de aguas subterráneas. También significa tomar en cuenta los valores ambientales, económicos, sociales y culturales en relación con el sistema total. Para llegar a determinar un caudal ambiental, debe ponderarse una variada gama de resultados, desde la protección ambiental hasta las necesidades de industrias y de personas.

La mejor forma de determinar el caudal ambiental es dentro del contexto de marcos más generales de evaluación que contribuyen a la planificación de la cuenca fluvial. Estos marcos forman parte de la Gestión Integrada de Recursos Hídricos y evalúan tanto la situación más general como los objetivos para la salud del río. Se basan en la participación de partes interesadas para resolver problemas existentes e incluyen evaluaciones basadas en escenarios de regímenes alternativos de caudales.

 

 
* Variación del caudal ambiental que se da en un río.