News | 07 Dec, 2023

Inversión de más de 11 millones de dólares se destinará a la conservación de bosques críticos de la Selva Maya y el Trifinio de Guatemala

El Proyecto Bosques Críticos Mesoamericanos tiene como meta restaurar al menos 21 303 hectáreas, mitigar la emisión de 2.8 millones de toneladas de dióxido de carbono y mejorar el manejo de 528 366 hectáreas, en beneficio de 10 000 personas, especialmente mujeres y hogares monoparentales femeninos.

content hero image

Parque Nacional Tikal, Guatemala

Photo: @Shutterstock

Petén, Guatemala, 6 de diciembre, 2023 (UICN). El Ministerio de Ambiente y Recursos Naturales (MARN), el Ministerio de Agricultura, Ganadería y Alimentación (MAGA), el Consejo Nacional de Áreas Protegidas (CONAP), el Instituto Nacional de Bosques (INAB) y la Unión Internacional para la Conservación de la Naturaleza (UICN) anunciaron el Proyecto Nacional Bosques Críticos Mesoamericanos de Guatemala, que pretende beneficiar a las comunidades y los ecosistemas de dos Reservas de Biosfera del país.

Esta iniciativa fortalecerá la gobernanza y la protección de la Reserva de la Biosfera Maya de Guatemala, el área protegida más grande de este país centroamericano, con una extensión de más de dos millones de hectáreas, lo que representa la quinta parte del territorio nacional; y la Reserva de la Biosfera Trifinio Fraternidad, un área estratégica para la región por la producción de agua, con una extensión total de 7 541 km2, de los cuales el 44,7% corresponde a Guatemala.

Específicamente, las intervenciones tendrán lugar en Petén, el departamento más septentrional de Guatemala, fronterizo con México y Belice, donde se ubican el Parque Nacional Tikal, Parque Nacional Yaxha Nakum Naranjo y Parque Nacional Mirador Río Azul. También se implementará en el departamento de Chiquimula, en los municipios de Concepción Las Minas y Esquipulas donde se encuentra parte de la Reserva de la Biosfera Trifinio Fraternidad.

De manera que sus esfuerzos se concentran en más de 1 millón de hectáreas en la zona núcleo y más de 700 000 hectáreas en la zona de uso múltiple de la Reserva de la Biosfera Maya; y en alrededor de 22 000 hectáreas de la Reserva de Biosfera Trifinio Fraternidad, en Guatemala.

Ambas reservas constituyen importantes refugios para la biodiversidad y el patrimonio natural y cultural de la región mesoamericana, que proveen servicios ecosistémicos vitales. Sin embargo, experimentan una importante pérdida de bosques, debido a la deforestación y degradación, especialmente en la región sur del Petén, afectando a las comunidades que viven en la zona de amortiguamiento, que se enfrentan a la pobreza y la vulnerabilidad climática.

De acuerdo con el Plan Trifinio Guatemala, de 2020, la región Trifinio se ve también amenazada por las sequías y la escasez de agua, así como por la deforestación para consumo de leña, el avance de la frontera agrícola y la minería.

En Guatemala, el Proyecto Nacional Bosques Críticos Mesoamericanos ayudará a combatir la deforestación y degradación de los bosques, proteger las especies amenazadas y los servicios ecosistémicos críticos, mejorar la gobernanza y la eficacia de la gestión de las áreas protegidas, y a sensibilizar y empoderar a los Pueblos Indígenas y las comunidades locales.

Adicionalmente, el proyecto ampliará su impacto a la región transfronteriza del Trifinio, promoviendo la colaboración entre Guatemala y El Salvador, en torno al nexo entre agua y bosques, creando sinergias y co-beneficios, en términos de seguridad hídrica y alimentaria, conservación de la biodiversidad y resiliencia climática.

La iniciativa nacional, de cinco años plazo, forma parte del Programa Integrado de Biomas Forestales Críticos y es apoyada por el Fondo para el Medio Ambiente Mundial (GEF por sus siglas en inglés) en su octava reposición.

Previo al lanzamiento del proyecto nacional en Guatemala, se realizó un taller técnico de inicio, en Petén, con la participación de representantes de las autoridades rectoras de los recursos naturales del país, organizaciones Miembro de la UICN en Guatemala, y organizaciones de la sociedad civil que trabajan en estos bosques críticos mesoamericanos.